EL SECRETO DEL PIRATA

+6

No comments posted yet

Comments

Slide 1

EL SECRETO DEL PIRATA Mª PILAR ARGÉS GARCÍA En estrecha colaboración con el blog http://la-lengua-de-la-mariposa.blogspot.com

Slide 2

En el País de la Ilusión vivieron una vez un hada y un pirata

Slide 3

Él, grande, fuerte, valiente….y…a veces… con malas pulgas. Se hacía llamar Juan Malapata

Slide 4

Ella, pequeña, frágil, soñadora…y… a veces…regañona. Se hacía llamar el Hada de los Cuentos

Slide 5

Los dos se reunían todas las tardes en el barco del pirata a navegar por el mar de las ilusiones y tejer mil sueños y proyectos. Entre un sueño y otro se bebían unas cuantas jarras de risa y se lo pasaban “pipa”

Slide 6

Un día el pirata le confesó al hada su vocación secreta. Era la de ser cocinero. ¡Algo insólito en un hombre de su fiereza!

Slide 7

Al hada le sorprendió de momento, pero después le pareció bien, y pasados unos días, le regaló unos mantelitos llenos de puntillitas para adornar la mesa en las comidas con sus amigos

Slide 8

El pirata, horrorizado, le dijo que de ninguna manera pondría eso, que el era un pirata serio, y ¿ qué iban a decir sus marineros cuando lo vieran? ¿Y cuando invitara a Barba Verde, el temido corsario de los mares del Cangrejo ? ¡Sería el hazmerreír de la piratería entera.

Slide 9

Entre los dos hubo una pequeña pelea y cada uno terminó por su lado…, ¡enfurruñados! A la tarde siguiente el hada fue a su cita habitual en el barco, pero Juan Malapata no apareció. Y lo malo es que tampoco lo hizo al día siguiente, ni al otro, ni al otro…

Slide 10

El hada quedó muy triste y compungida. No sabía qué le pasaba a su amigo y le echaba mucho de menos. No podía divertirse igual… ¿Seguiría enfadado por lo de aquella tarde? ¿ten dría algún otro problema? ¡Ah, qué difícil, era tener un amigo pirata!

Slide 11

Miró en la popa de l barco, en la proa, en la bodega, en todos los bares y tabernas del pueblo, preguntó a todos los marineros, las barraganas, la gente de a pie…y nadie supo decirle nada. Parecía que se le había tragado la tierra.

Slide 12

Cuando llegó a su casa, desolada, y sin esperanza, encontró un gran paquete que decía…. ¡¡¡CON CIEN CAÑONES POR BANDA!!!

Slide 13

El corazón se le reanimó y empezó a cabalgar deprisa. Entró dentro de su casa y abrió el paquete ¡Era el mismo barco pirata que tantas veces había visitado con Malapata! Solo que éste estaba hecho de deliciosas rebanadas de pan crujiente y dulce mermelada. Dentro había una notita con las instrucciones precisas para su elaboración. Decía así:

Slide 14

Andaba yo por la cocina del barco…quería hacer algo para todos vosotros, aprendices de bucaneros que me seguís…algo sencillo, rico y atractivo…cuando ví unas hojas de pasta brik que robé en el puerto y un poco de pan tostado, y… se me ocurrió hacer…¡MI BARCO PIRATA!

Slide 15

¡Ah, mi barco pirata! ¡Cuántas horas pasé en él con el Hada de los Cuentos! Si, de acuerdo que es un poco gruñona y manda mucho…pero tiene un gran corazón, ya lo sabéis. Y después de todo…¿qué haríamos vosotros y yo sin su guía? Pero bueno, a lo que vamos , que el tema sentimental no se me da…

Slide 16

¿Por dónde iba? ¡Ah, si, por la pasta brik! Pues eso, cogéis una hoja de pasta como la de la foto.

Slide 17

Y la partimos en tres trozos. Un rectángulo grande, otro pequeño y un triángulo. Como en la foto.

Slide 18

Ahora ponemos en una fuente de horno un poco de papel vegetal de horno y metemos el rectángulo pequeño y el triángulo, a temperatura máxima y en la bandeja de arriba, durante 1-2 minutos. (Ahí me gustaría colocar a Pepe “Pies Sucios” que fue el que me dejó tuerto del ojo izquierdo…)

Slide 19

¡Pero cuidado, boqueroncitos! Tenéis que estar pendientes de que no se os achicharren las hojas. Cuando las saquéis espolvoreáis los trozos con un poquito de azúcar y os quedará como en la foto siguiente…

Slide 20

Slide 21

¿Me seguís ? ¿Alguien se ha perdido? ¡Pues que espabile que yo no espero a nadie! Ahora cogemos el rectángulo mayor y lo sumergimos en agua (del grifo, y no del mar, que nadie se equivoque). Lo mantenéis durante 30 segundos para que se hidrate. Después lo enrolláis como si fuera un canutillo…”et voilà”…¡El mástil de mi barco!

Slide 22

Lo horneáis otros cinco minutos, y otra vez ¡cuidado no se os queme, que sé lo torpes que sois a veces!. Luego lo espolvoreáis con el azúcar . Ahora cogemos “el mástil” y con un huevo batido y una brocha ( de cocina y no de las que se utilizan para pintar el barco ), pegamos la vela con el mástil y la bandera. Lo pasamos al horno para que el huevo haga de pegamento y vigilamos que no se queme. Si lo habéis hecho bien, mentecatos, os quedará así…

Slide 23

Slide 24

Lo dejamos apartado, porque ahora vamos a hacer “el casco “ del barco. Cogemos el pan de molde en rebanadas grandes, y lo cortamos así

Slide 25

Utilizamos otra vez el huevo para pegar los trozos de pan, y con los trozos que os sobren hacéis la popa, y le ponéis los adornos que queráis ¡A ver dónde está esa creatividad, merluzos!

Slide 26

¿Alguien no sabe lo que es la proa y la popa del barco? ¡Como me entere de alguno, le tiro por la borda! ¿Podemos seguir? Pues venga, que me esperan en la taberna del “Caramono” A continuación untamos bien de mantequilla o margarina todo el casco para que quede doradito y lo pasamos al horno. Una vez fuera rellenamos de mermelada el casco, y le ponemos dos trozos de pan para ajustar la bandera y el mástil.

Slide 27

¡¡¡QUEDA ESPECTACULAR!!!

Slide 28

Slide 29

Slide 30

Slide 31

Cuando terminó de leer la última palabra el hada oyó tronar la voz de Juan Malapata desde la popa del barco diciendo: “¡Por las barbas de Bencebú! ¡Ah, qué diablos! Algunas veces encuentra uno en la vida una amistad especial…¡Qué diantres! …Una amistad que hace ablandar el duro corazón de un pirata. Alguien que al entrar en tu vida la llena de magia y color…

Slide 32

Al hada se le escurrió el papel de la receta de las manos, salió corriendo hasta la orilla del mar para encontrase con su amigo. Lo vió levar anclas y viento en popa a toda vela surcar los mares gritando: “¡Voto a Brios! ¡¡¡Deseo, querida amiga, Hada de los Cuentos, que sigas tocando mi corazón con tu amistad!!! ¡¡¡Qué sepan el viento y el mar, que una amistad eterna, no tiene fin!!!

Slide 33

Slide 34

Y dicho esto bajó del barco, cogió al hada de la mano, y juntos fueron a comer esa deliciosa merienda

Slide 35

Todos los que por allí andaban rompieron en aplausos entusiasmados. Y cuenta la historia que siguieron siendo amigos hasta el infinito, compartiendo ilusiones, sueños y…¡fantásticas comidas!

Slide 36

Slide 37

FIN

URL:
More by this User
Most Viewed